‘¿Qué podemos esperar de la programática en 2020?’

Septiembre es sin duda para La Publicidad el mes de la Programática. El próximo 22 de Septiembre tendrá lugar el VI Foro de Programática en los Cines Callao, y referente a tan esperado evento lanzaremos nuestra ‘Guía Programática’ que cuenta con las opiniones de los mejores expertos del sector. Uno de ellos es Mario Torija, Country Manager Spain en S4M, quien aporta su visión sobre el actual panorama. ¡No te lo pierdas!

“La publicidad programática es el componente más importante de la tecnología publicitaria. Tiene todos los mimbres para ser el único método de intercambio de medios en los próximos años, a la vez que mantiene a toda la comunidad adtech en un vilo constante por lo que vendrá después. Según el informe “Pronósticos de marketing programáticos” de Zenith, la inversión publicitaria programática alcanzará en 2020 los 98 mil millones de dólares, lo que representa el 68% de la inversión publicitaria global en medios digitales.

En 2020 veremos cómo la capacidad de la IA para identificar patrones de posibles compradores con precisión y servir anuncios en consecuencia, ayudará a aumentar la efectividad de los anuncios, además de reducir los costes de adquisición.

La Data será más limpia y conducirá a targets menores pero más relevantes y a su vez establecerá una conexión de confianza mutua mucho más grande entre los anunciantes y sus consumidores. La programática proporcionará la seguridad de llegar solo a aquellos clientes que no solo encontrarán relevantes los anuncios, sino que también tienen más probabilidades de tomar una decisión de compra bien informada.

A medida que la Generación Z crezca en número y lleguen nuevas generaciones como la Generación T, la personalización en publicidad se volverá cada vez más importante, y al ser ésta una audiencia más inteligente y con mayor segmentación, se necesitara de una mayor focalización y personalización, por lo que la personalización programática debería permitir a los anunciantes ofrecer mensajes relevantes y personalizados a sus grupos objetivo.

Tal y como venimos contando desde FaqFraud.org el fraude en publicidad digital sigue en alza y la única forma de abordarlo es con una mayor transparencia. Aquí es donde puede ayudar Blockchain, pero sobre todo iniciativas como Ads.txt, ads.cert o sellers.json que serán clave para proteger la publicidad.

Llevar clientes a tiendas físicas gracias a la geolocalización del móvil es uno de los “trending topics” de 2020. Según un estudio que hemos realizado en S4M con IHS Markit, Drive-to-store ya representa el 60% del gasto en inversión digital de las tiendas físicas, cifra que se espera siga creciendo en 2020. Muy importante trabajar con partners que certifiquen que la medición y la atribución en tienda se realiza de manera aséptica y que además estén integradas en la plataforma para poder optimizar las campañas en tiempo real.

“en 2020 la publicidad programática seguirá su imparable evolución

El DOOH se presta muy bien al modelo de compra programática, tanto en términos de eficiencia como en escala y en los próximos años se verá un cambio drástico en la forma de comprar en outdoor: de simplemente comprar o intercambiar espacios publicitarios de exterior a integrar una Data que ayude a llegar a audiencias relevantes con anuncios donde es más probable que se encuentren y en cualquier momento. Sin embargo aún estamos en una fase muy embrionaria y nuestra apuesta en S4M es el Street-To-Store o amplificación mobile de las campañas de exterior gracias a campañas geolocalizadas alrededor del circuito de exterior y las tiendas. En línea con esto último, gracias a la programática podremos hacer que algo tan tradicional como el buzoneo se “tecnifique” y empezaremos a ver campañas de Proximity Leaftlets para optimizar la entrega de los folletos.

A modo de resumen en 2020 la publicidad programática seguirá su imparable evolución, tanto en su alcance como en la tecnología que la impulsa y con continuas innovaciones los anunciantes podrán adentrarse mucho más en las mentes de sus consumidores para ofrecer más relevancia y mejores resultados, y quién sabe, tal vez algún día no todos los consumidores piensen que los anuncios son perjudiciales para la salud, o como dice uno de mis colaboradores “todavía no ha muerto nadie por estar expuesto a la publicidad”.