“Homero en la agencia de medios”

La Publicidad lanza en septiembre el “Especial Agencias 2019”, donde diferentes profesionales del sector ofrecen su particular punto de vista sobre el panorama actual de las agencias. Descubre el artículo de opinión Begoña de la Sota, CEO de MediaCom.

Han pasado las anheladas vacaciones de verano, ese paréntesis en el que se acalla el móvil  (cada vez menos) y que yo aprovecho unos días para disfrutar los diferentes tonos de azul del mar. Durante esos días, además de disfrutar al máximo de mi familia, intento ponerme al día con algunos de los libros que tengo pendientes.

Un verano con Homero de Sylvain Tesson ha sido uno de mis favoritos, un análisis de la obra de Homero, que con brillantez la pone más de actualidad que nunca y encuentra similitudes con el mundo de hoy e incluso da pistas para el futuro. Quizás sea la deformación profesional, no lo niego, pero comencé a encontrar similitudes en la Odisea de Homero, en el viaje de Ulises, con el que emprenden las marcas hasta llegar a su Ítaca particular, el cliente.

Nuestro recorrido por islas se asemeja a todos los pasos que una marca atraviesa en el funnel de compra, que está plagado de cantos de sirenas de la competencia y a veces de percances. Las marcas también tienen sus propios lestrigones o fricciones, hechiceras capaces de convertirles en otra cosa perdiendo su esencia o incluso de los lotófagos, que hacían olvidar, sumidos en un apacible estado neblinoso, adonde iban, su propósito.

¡Qué importante es el propósito para una marca! No sólo como anunciante sino por la expectativa creada en los consumidores. De hecho, el propósito, que por moral y ética  debería ser ajeno al éxito de una marca, paradójicamente está vinculado a él. Así lo demuestran los datos del estudio BrandZ y el Purpose 2020 de Kantar: Si tienen un propósito las Marcas captan talento e inversores de forma más intensa, al igual que las marcas que hacen un bien más amplio a la sociedad son más exitosas.

Alcanzar el Olimpo de los Dioses parece más fácil, pero debemos hacerlo con Innovación, ayudando a que las marcas crezcan. Esto supone una combinación de disciplina, talento, imaginación, conocimienro y empatía, que nosotros como agencias de medios, debemos usar para que las marcas, como cualquier personaje de Homero, no pierdan de vista nunca quiénes son, de dónde vienen y adonde van. Solo así podrán cumplir con su misión y visión, y hacerlo de una forma acorde con sus valores. Luego ellas ya decidirán si lo hacen siguiendo el camino que han marcado las Moiras que tejen el destino. ¡Sean felices!