San Valentín llega al Congreso para que los diputados cambien su crispación por amor

Desde primera hora de la mañana de hoy, miércoles 12 de febrero, todos los miembros de la Cámara Baja están recibiendo una flor a su llegada al Congreso de los Diputados. Las flores son ese símbolo universal de afecto y concordia.

Con este gesto se pretende concienciar a la clase política de la necesidad de llevar amor y capacidad de entendimiento allí donde últimamente reina la crispación. De poner afecto y ternura allí donde muchas veces imperan las malas formas y el enfrentamiento.

Coincidiendo con la festividad de San Valentín y bajo el lema “Llevamos lo imposible al lugar menos pensado. Llevamos el amor al Congreso de los Diputados”. La iniciativa está auspiciada por Alquiber, compañía española líder en renting flexible, cuyas furgonetas han llegado cargadas de flores a las inmediaciones de Cámara Baja.

Artículo anteriorMás de 1.500 personas visitan la granja de chocolate Milka
Artículo siguienteWavemaker gana la cuenta de Burger King, Popeyes y Tim Hortons