‘Revolución en la automoción y su impacto en nuestro negocio’

Chari Gil, Client Lead de Starcom Spain para Stellantis, nos trae en exclusiva un artículo de opinión en el cual valora la transformación que han realizado en la agencia con uno de sus clientes; grupo Stellantis. ¡No te lo pierdas!

«Vivimos en una época de gran transformación en el sector de la automoción. No sólo hablamos de la transformación digital, sino también de una transformación propia de los modelos de negocio. Las nuevas formas de movilidad y un consumidor muy digitalizado tras la pandemia afectan profundamente a un sector que se transforma y adopta nuevas formas de comercialización, nueva oferta de servicios, y todo ello, como no podía ser de otra forma, afecta a las estrategias de comunicación.

Las agencias de medios nos transformamos con nuestros clientes. Es nuestro caso, en Starcom con el grupo Stellantis, cambiando nuestras estrategias y evolucionando nuestros KPIs y herramientas a la misma velocidad que evolucionan y cambian los objetivos de nuestros clientes debido a su propia transformación de negocio y su digitalización.

La incorporación de nuevos servicios más flexibles de uso de vehículos y los nuevos servicios de movilidad revolucionan el sector. Además, al ya tradicional modelo de venta de vehículos en propiedad, se le suma la digitalización acelerada por la pandemia de los consumidores, que nos lleva hacia un consumidor cada vez más preparado para realizar compras de vehículos online. Según el estudio de intención de compra de vehículos 2021 de Coches.net, un 25% de los usuarios comprarían un coche online.

Stellantis, anticipándose al mercado, ya tiene esta modalidad de compra online en todas sus marcas y nosotros, en Starcom, hemos incluido nuevos objetivos para optimizar en nuestras estrategias, adaptándonos a esta nueva modalidad de negocio.

Así, hemos pasado de campañas con objetivos muy orientados al branding a estrategias con un importante foco en performance, con objetivos y mediciones ya no solo enfocados a las conversiones de leads sino con objetivos de conversión propios de un eCommerce. Ahora, la medición y la efectividad de los impactos medidos con objetivos de ventas se convierten en uno de los KPIs habituales en un sector donde la venta era impensable sin pasar por un concesionario.

Sin perder de vista la relevancia de la imagen – tan importante para todas las marcas del grupo – y para los lanzamientos de productos, empezamos a trabajar en KPIs de venta online que eran inimaginables poco tiempo atrás. Pero un consumidor cada vez más preparado para realizar este tipo de compras online, además de la transformación digital de las marcas, hacen posible que ya se pueda comprar un coche de Peugeot, Opel, Jeep, Citroën, etc, a través de sus webs propias. Este cambio implica ventajas muy importantes desde el punto de vista de la planificación de medios, pues empezamos a contar con un first party data muy relevante que, a su vez, podemos activar en nuestras campañas dirigiéndonos a audiencias muy cualificadas y con estrategias low funnel. Si bien es cierto que, los tradicionales objetivos digitales de cualquier marca de automoción como la solicitud de oferta, la configuración de vehículo o el test drive siguen aportando valor, añadimos nuevos objetivos de venta online que hasta hace poco tiempo eran impensables.

Si este modelo de compra online de vehículos nuevos comienza a ser una realidad, en la medida que el sector evoluciona con nuevos servicios de suscripción de uso de vehículos, la compra online será un hábito natural para el consumidor y, por tanto, el día a día en nuestras estrategias de comunicación tendrá una orientación cada vez más potente en performance. Pero, como siempre ocurre, solo el tiempo nos dirá si se cumplen las previsiones».

- Contenido relacionado -