Light&Free nos invita a cuidar y a querer nuestro cuerpo

Durante años, la gente ha maltratado su cuerpo para encajar en los cánones de belleza. Una realidad que Light&Free quiere combatir ayudando a mujeres y hombres de todas las edades a tener un cuerpo sano, tratado con amor y cuidado con deliciosos yogures ricos en proteína, con menos azúcares y materia grasa, pero con todo el sabor. 

Para ello, la agencia ha partido de la demostración de amor más icónica de la historia: las cartas de amor. Cartas que, en esta campaña, van dirigidas al cuerpo. El concepto #MonCherCorps sirve para iniciar una conversación con él. Para ponerlo en el centro, y decirle que vamos a cuidarlo y a quererlo siempre. 

Dalmau Oliveras, director creativo de la cuenta, explica: “Nos dicen que cuidemos nuestro cuerpo, que lo mantengamos a dieta, pero no hay mayor maltrato a nuestro propio cuerpo que llenarlo de restricciones. Quererlo es también darle placer”.

Esta campaña es el primer paso para posicionar a Light&Free como una de las marcas principales de Danone en Francia, substituyendo así a Taillefine, la marca histórica de productos light. Light&Free quiere cambiar de paradigma, pasando del “régimen” a la “dieta equilibrada”, de “comer menos” a “comer mejor”, de “pocas calorías” a “buenas calorías”. 

Para hacer esta campaña hemos contado con cuatro influencers francesas que han escrito sus cartas de amor a sus propios cuerpos. De manera honesta, positiva y real, nos cuentan sus historias y cómo han aprendido a querer su cuerpo a pesar de cualquier bache o dificultad que hayan podido tener. 

Así lo hace Louise, una chica que ha sentido mucha presión para mostrar un cuerpo perfecto en redes sociales. Julie, que a los 16 años se quemó todo el cuerpo en un accidente y ha aprendido a quererlo y cuidarlo a pesar de sus cicatrices. Léa, una madre cuyas cicatrices después del parto la han hecho volver a querer su cuerpo. Y Caroline, una mujer que, tras superar un problema grave de salud a los 55 años, sintió la necesidad de mostrar su cuerpo al mundo y convertirse en modelo profesional. 

El contenido audiovisual consiste en una pieza de 30” para televisión que sirve como pieza manifiesto de marca y dos piezas de 15” enfocadas a producto. Creada por Wunderman Thompson España, la campaña reivindica de manera vital y optimista la importancia de reconectar con nuestros cuerpos y respetarlos. 

El código de la marca sigue siendo el mismo que la agencia lleva construyendo desde 2019, con un recurso visual muy vivido y colorido y con un tono fresco, joven y optimista. Esta vez, sin renunciar a la personalidad de los cuatro influencers y a su visión personal sobre sus cuerpos.

- Contenido relacionado -