Las salas de cine volverán a llenarse tras la pandemia

Toluna, compañía especializada en investigación online, ha realizado un estudio a una muestra de 1.052 personas mayores de edad con el fin de conocer el punto de vista de los consumidores sobre la industria del cine actualmente, cómo creen que va a desarrollarse en un futuro cercano, así como el papel de las plataformas en el consumo de cine y cuál es la perspectiva de los espectadores sobre el audiovisual español.

Debido a la situación actual muchos cines han tenido que bajar sus persianas temporal o permanentemente y además los estrenos son prácticamente escasos. Ambas variantes afectan sin lugar a duda a la industria, aunque cabe destacar alegremente que un 74% de los españoles encuestados confía en que es algo puntual y que se resolverá cuando pase la pandemia. Además, un 29% afirma que no solo es la situación atípica actual, sino que se suma también el hecho de que las plataformas están absorbiendo mucha industria.

Otro dato esperanzador es que un 76% afirma rotundamente que se volverá a las salas de cine, cuando acabe la COVID, muchos de ellos lo harán de la misma forma que antes y otros augurando que habremos perdido salas por el camino. Rotundo: el 75% de los espectadores prefiere las salas de cine para consumir películas seguido de las plataformas y el autocine.

Interesante también el dato de que un 56% cree que un recién nacido contemplará el cine como parte de sus opciones de ocio habituales dentro de veinte años mientras que el 44% no lo cree en absoluto.

Solo un 7% de los encuestados afirma ir al cine con la misma asiduidad con lo que lo hacía antes de la pandemia incluso algunos de ellos dicen que van más veces ahora. Por otro lado, el 42% sigue yendo al cine, pero menos asiduamente. Un 53% afirma que no ha ido ninguna vez al cine durante este año, el 39%ha ido al cine entre una y cinco veces y el resto más de cinco veces. Los encuestados afirman no acudir a las salas de cine o hacerlo con menos frecuencia por los siguientes motivos, un 64% aseguran que, por miedo al contagio, seguido del cierre de los cines, de los escasos estrenos, de la oportunidad que nos ofrecen las plataformas en casa y en última instancia el elevado precio de una entrada.

Las plataformas cada vez están más en primera línea de la industria y los estrenos en ellas en auge, el 68% confirma que estaría dispuesto a pagar por el estreno de una película de cine en plataformas digitales, casi el 40% lo hará dependiendo de la película y el resto lo haría sin dudar, aunque la experiencia sea más especial en una sala de cine. Por otro lado, al 18% le gustaría que viniera ya incluido en el precio de la suscripción. Un 13% dice que no, que de ninguna manera pagaría por ello.

Sin duda, la industria audiovisual española cada vez da zancadas más grandes y crea contenidos que traspasan las fronteras con rotundo éxito. Un 21% de los españoles encuestados no le gustaba nada las películas españolas, pero confiesan que ahora sí las consumen porque han mejorado mucho. Cabe destacar que un 15% de los encuestados afirma haber consumido más cine español durante este año que en anteriores. Solo un 6% no las soporta, el resto, un 35% le gusta y las consume. Sobre las series españolas, vemos más o menos la misma radiografía: al 35% les gustan y siempre las ha consumido, el 33% ha visto más series españolas que otros años, el 18% confiesa que le han gustado más las nuestras que las extranjeras y, por último, un 16% afirma no haber visto ninguna.

- Contenido relacionado -