“La conciliación ha sido posible gracias a la cultura y valores de mi empresa”

El empoderamiento de la mujer no es una moda. Surge de la necesidad de dar visibilidad a una problemática que en muchos ámbitos profesionales, sigue existiendo. Techos de cristal, diferencias salariales, conciliación… son algunos de los principales retos a los que se han enfrentado las mujeres en el entorno laboral a la hora de alcanzar puestos de responsabilidad.

Sin embargo, el sector de la publicidad, el marketing y la comunicación cuenta cada vez con más profesionales mujeres, desde directivas hasta emprendedoras que, a través de esta sección especial que lanzamos dedicadas a ellas, hablan de su experiencia en este sentido. Hoy le toca el turno a Carmen Valera, Executive President Spain en BCW. ¡No te la pierdas!

¿Cuáles han sido los principales escollos que ha tenido que superar para llegar hasta su actual puesto de trabajo?

No puedo calificar de escollo, sino de “circunstancias” normales en el desarrollo de cualquier carrera profesional: resultados y oportunidad (aportar resultados y estar en el sitio adecuado en el momento oportuno)

Decir que a una mujer le cuesta más alcanzar un puesto de responsabilidad, ¿es hacer demagogia o es totalmente cierto?

En muchos sectores, que todos sabemos, es totalmente cierto. Aún sigue siendo noticia un alto cargo femenino en el Ejército, o una comandante piloto.

Como en todas las crisis, en esta de la COVID, ¿vuelven a ser las mujeres el sector más vulnerable?

No hablaría tanto de mujeres afectadas como género, sino de sectores afectados por la crisis en los que mayoritariamente trabajan mujeres y que, por lo tanto, como trabajadoras de estos sectores, son las más afectadas: restauración, empleadas de hogar, hoteles.

¿Ha notado algún tipo de discriminación salarial en los puestos en que ha desarrollado su labor profesional?

Absolutamente ninguna en los últimos 30 años. Quizás antes si, aunque ni siquiera me lo planteaba.

¿Romper el llamado techo de cristas es posible o solo es un acto reservado a unas pocas?

Incluso en los sectores más tradicionales dirigidos por hombres, estoy segura que las mujeres tendremos nuestras oportunidades. Las generaciones que ahora están en la universidad podrían tener superado este problema cuando entren en el mundo laboral, siempre y cuando en la educación que reciben, en sus casas y en los centros educativos, este sea un tema prioritario.

En su caso particular, la famosa conciliación familiar, ¿ha sido posible a costa de qué?

Ha sido posible gracias a la educación familiar en la igualdad y, por supuesto, a la cultura y valores de mi empresa.

- Contenido relacionado -
Artículo anteriorCRIS contra el cáncer lanza una plataforma llena de retos
Artículo siguienteAcuerdo entre Grupo Iberostar y Spain SailGP Team