Foot Locker abandera la inclusividad en el deporte

Todos los ojos están puestos en el fútbol femenino estos días y por ello, Foot Locker Europa, estrena su última campaña con el objetivo de incentivar la inclusión en el fútbol y entre los más jóvenes, tanto dentro como fuera del campo.

La marca se ha asociado con tres árbitras europeas para ofrecerles una plataforma a través de la cual contar sus historias. Además, Foot Locker se asocia también con el Amateur FA Referee Course, para también apoyar a las árbitras amateur en el Reino Unido – financiando el coste de estos cursos, ayudándoles a lograr un hito clave en su camino para convertirse en árbitras cualificadas.

El contenido, que se irá presentando a lo largo del mes de junio en las redes sociales de Foot Locker, está protagonizado por la holandesa-surinamesa Shona Shukrula, que acaba de hacer historia al ser la primera mujer en superar unas pruebas físicas masculinas. La acompañará Caitlin O’Grady, quién con sólo 16 años es a día de hoy una de las árbitras más prometedoras del Reino Unido. Y Maika Vanderstichel, de Burdeos, nombrada como la mejor árbitra francesa en 2019, quien además forma parte de Les Girondins de Burdeos, uno de los clubes más grandes de Francia.

Cada una de estas tres árbitras participará en los cortos hablando de su historia personal y dando a conocer al público lo que realmente significa ser árbitra para ellas y por qué es necesario que se les juzge por sus aptitudes independientemente de su género.

Como parte de esta celebración en homenaje a las árbitras, Foot Locker cambiará su icónico logo de rayas blancas y negras a una silueta femenina, que vestirán los dependientes y se expondrá en tiendas seleccionadas de París, con la idea de que en un futuro también forme parte del logo de Foot Locker.