FLOC de Google no se probará en Europa por no adaptarse a la GDPR

Desde el pasado año Google ha estado trabajando en una solución a las cookies de terceros, que permita reforzar la privacidad de los usuarios. Esto ha sido un tema de gran discusión, pues el mayor negocio de Google, la publicidad online, se fundamenta sobre estas cookies. Sin embargo, a principios de año anunciaron finalmente su nueva tecnología de aprendizaje federado de cohortes, FLoC por sus siglas en inglés.

Este nuevo sistema ofrece la posibilidad de mantener la privacidad de la información de los individuos, mientras se crean grupos de preferencias afines (cohortes) como forma de dirigir la publicidad. De la mano con su lanzamiento Google indicó que las pruebas de origen de esta nueva tecnología se darían dentro del primer trimestre del año, de cara a iniciar pruebas con los anunciantes en el segundo trimestre.

El martes pasado durante el Consorcio de la Red Mundial en una reunión del Improving Web Advertising Business Group (IWABG), Google reconoció que su tecnología no es compatible con las políticas de privacidad vigentes en Europa.

Es decir, Google ha decidido incorporar los sitios webs dentro de las pruebas de origen de manera automática, sin crear un apropiado flujo de consentimiento. Acciones que en Europa entrarían dentro de la legislación del Reglamento General de Protección de datos (GDPR) y la Directiva de privacidad electrónica (ePrivacy). Sin embargo, la incorporación de consentimiento sobre estas pruebas se aplicará paulatinamente, según expresaron en su blog.

- Contenido relacionado -