Aficionados de todo el planeta se darán cita en apenas unos meses para disfrutar del mejor fútbol del mundo, 64 partidos, cientos de miles de espectadores atentos con las emociones a flor de piel, ¡y millones de tuits! -en el Mundial de Brasil de 2014 Twitter registró más de 672 millones de tuits-. En los grandes acontecimientos Twitter se convierte en el sitio preferido para conversar y participar de lo que está pasando en ese momento. 

El fútbol ha sido siempre uno de los temas más comentados en la plataforma -jugadas, fichajes, ligas, clubes-: el 84% de los usuarios de la plataforma en España está interesado en fútbol. Pero además este interés ha ido creciendo año a año, por lo que se espera que en un evento internacional como éste se batan todos los récords. Y es que los usuarios de Twitter muestran un interés, una pasión y una influencia por encima de la media internauta convirtiéndose en target idóneo para las marcas. 

El 80% de los usuarios de Twitter interesados en deporte tiene intención de ver el Mundial 2018, y es que Twitter es, por encima de otras plataformas, el sitio preferido para seguirlo. Los usuarios afirman entrar en Twitter durante eventos en directo porque aquí pueden vivirlo de manera más emocionante y participativa, y además porque les permite disfrutar de todo este contenido relevante para ellos en cualquier momento y en cualquier lugar, incluso cuando no están viendo la televisión.  

“El Mundial es un escaparate inmejorable para las marcas y Twitter el aliado perfecto, que les permite llegar a su público objetivo e impactar a la audiencia de manera más precisa. Tanto si cuentan con patrocinios o espacios publicitarios en la televisión durante la retransmisión en directo, como si no, aprovechar la fortaleza y alcance de Twitter para potenciar sus inversiones comerciales puede marcar la diferencia”, explica Jaime Pelegrí, director de negocio de Twitter España y Portugal. 

La publicidad en Twitter durante este tipo de eventos en directo es más efectiva que en otros soportes en cuanto a recuerdo y a engagement con la marca, y está comprobado que además genera más impacto en aquellos que siguen el evento en Twitter y en la televisión. Pero aunque el mayor volumen de tuits se produce durante el propio torneo, ya en la semana previa, e incluso antes, comenzamos a detectar un incremento en la conversación sobre el tema, lo que aumenta aún más las posibilidades de las marcas.