‘El año del “tranquilo, cuenta con ello”’

Desde La Publicidad hemos elaborado un año más nuestro especial “Anuario”, donde diferentes profesionales del sector hacen balance de un 2020 que ha sido distinto para todos. Hoy es el turno de Rita Gutiérrez, CEO de Starcom Spain.

“Por mucho que queramos girarlo hacia frases magnánimas como “nos ha hecho más fuertes”, “más juntos que nunca” o “hemos estado a la altura”, creo que es innegable reconocer que 2020 ha sido un año durísimo para todos. Pero no un “durísimo” de esos que utilizamos demasiado a menudo cuando pasamos una mala racha, no llegamos a objetivos o tenemos un pico de trabajo por encima de lo habitual. Ha sido un “durísimo” de llevarse por delante puestos de trabajo y compañías enteras. Un “durísimo” de los de “ojalá nunca más nos veamos en otra de estas”. Lo hemos superado, sí, pero no caigamos en el error de pensar que podemos seguir trabajando de la misma forma eternamente porque no sería bueno para nadie. 

Siempre, incluso durante el peor de los momentos, es conveniente ser optimista y tratar de sacar aprendizajes que puedan ser útiles en el futuro. En ese sentido, el año que acaba de terminar nos ha dejado unos cuantos -y de los de calado profundo- y también una serie de evidencias que creo que es positivo poner de relieve. Quizá la más importante de todas, al menos para mí, es que las agencias hemos demostrado que, aunque caigan chuzos de punta, siempre estamos ahí para nuestros anunciantes. Más allá del propio servicio al cliente, nos hemos remangado en todos los frentes para demostrar que la palabra “partners” tiene verdadero significado y que, igual que ellos apuestan por nosotros, nosotros también lo hacemos por ellos cuando vienen mal dadas. 

2020 también ha servido para demostrar que las agencias gozamos de muy buena salud, sobre todo en áreas tan críticas como la investigación, la estrategia o la comunicación digital. En un tiempo en el que todo ha cambiado mucho y muy rápido, hemos sabido cambiar también la forma de llegar a las audiencias, adaptándonos a la realidad de un confinamiento, una desescalada o un clima de desconfianza y movilidad restringida. 

Soy muy humilde en mis peticiones para 2021. Me conformo con que no sea como 2020 y que, cuanto antes, podamos volver a una verdadera normalidad. Del resto ya nos encargamos nosotros”. 

- Contenido relacionado -