El 40% de los millennials estadounidenses prefieren sus vidas virtuales a las reales

Según “¡LIFE”, el último estudio lanzado por Havas, la tecnología está teniendo efectos extremos en nuestras vidas, y afirma que el 40% de los millennials estadounidenses prefieren sus vidas virtuales a las reales.

Casi todo el mundo depende hoy en día de la tecnología digital. Mirando a los más de 12.000 hombres y mujeres incluidos en el estudio, el 95% de los Prosumers y el 87% de la población general dicen poseer un smartphone. Y 6 de cada 10 admiten que, aparte de cuando se está cargando, siempre mantienen el teléfono al alcance de la mano. En este estudio, exploramos las tensiones que traen consigo las nuevas tecnologías, incluyendo las preocupaciones sobre la privacidad y el impacto de las máquinas inteligentes. Los hallazgos clave incluyen.

Para 1 de cada 5 millennials, virtual triunfa sobre la realidad. La mayoría de nosotros vivimos ahora en dos mundos (nuestras vidas “reales” en el planeta Tierra y las vidas virtuales que hemos creado en línea) y cada vez más estos dos mundos están colisionando; más de un cuarto de los millennials se sienten deprimidos o infelices acerca de sus propias vidas en comparación con las vidas idealizadas que ven en línea. Y alrededor de 1 de cada 5 prefieren ser quiénes son en los medios de comunicación social a sus propios yoes.

Los seres humanos han tenido durante mucho tiempo una relación complicada con la inteligencia artificial (IA). El estudio revela que no son robots a los que tememos tanto como a nuestros propios seres inferiores. Al final, ¿hará que los humanos sean más perezosos y menos capaces de resolver los problemas por nuestra cuenta?. La mayoría de nuestra muestra global cree que así será.

El estudio afirma que nuestra inminente pérdida de privacidad nos aterroriza. A la mayoría de nosotros nos encanta la tecnología, y sin embargo, debajo de nuestra emoción se esconde un montón de miedo e incertidumbre relacionados con las brechas de datos y la vigilancia ilegal. Alrededor de dos tercios de la muestra global creen que nos dirigimos hacia un momento en el que será imposible mantener nuestros datos personales seguros. ¿Cómo pueden las marcas ofrecer productos y servicios digitales que inspiren no sólo entusiasmo sino también confianza?

Artículo anteriorTiempo BBDO envía árboles gallegos a los hogares de toda España
Artículo siguienteDescubre el Mapa de los Valientes de Buitoni