Burger King cambia todas las reglas con su nuevo sello Gourmet

Burger King ha decidido llegar a donde nunca antes lo había hecho con el lanzamiento de Originals by Burger King, su nuevo sello de hamburguesas gourmet con el que la compañía quiere cambiar todas las reglas.

La creación de Originals by Burger King supone un paso estratégico para la compañía, que entra así en un nuevo segmento de mercado con una propuesta diseñada para ofrecer una experiencia premium y sorprender a los más exigentes amantes de las hamburguesas.

Desafiarse a ellos mismos. Llegar a donde nunca antes habían llegado y hacerlo con la seguridad de ofrecer un producto único. Para dar a conocer esta decidida apuesta estratégica de la compañía por el segmento gourmet, Burger King España ha lanzado la campaña “Las reglas han cambiado”, de la mano de la agencia DAVID Madrid y la productora Landia, y en la que su nuevo sello gourmet se presenta con una disruptiva comunicación, completamente diferente a lo que la marca tenía habituados a sus fans, hasta ahora.

La campaña comenzó el pasado martes 16 con un teaser en exterior y digital, en el que el claim “Algo está a punto de cambiar” acompañaba una misteriosa caja negra, en la que el nombre del nuevo sello gourmet de Burger King aparecía ligeramente difuminado.

Hoy, la marca desvela esta campaña teaser con el lanzamiento de una pieza de 30” a la que seguirán dos secuelas de 10”, para TV y digital, y lo hace con una valiente apuestaSin desvelar hasta los últimos segundos qué marca se encuentra detrás, el spot de 30” ha sido rodado con el objetivo de generar misterio y expectación hasta el final. Desde la perspectiva de un motorista misterioso, se observa el trayecto que este realiza a través de un vecindario elegante y ante las miradas sorprendidas y escépticas de los vecinos con los que se encuentra a su paso, hasta que llega a una casa elegante. Todavía sin que el espectador pueda intuir de qué se trata, un mayordomo abre la puerta y, al ver al motorista, le indica que se ha equivocado. Pero nada más lejos de la realidad: en ese momento, un hombre elegante, vestido con su batín de seda, aparece en escena y le indica a su mayordomo que el pedido es para él. El misterio se resuelve en estos últimos segundos de la pieza, cuando se descubre que el motorista es en realidad un repartidor de Burger King que está haciendo una entrega de Originals by Burger King, desvelando así la marca, capaz ahora de llegar a donde nunca antes lo había hecho con una propuesta creada para superar las expectativas de los paladares más exquisitos.

Las secuelas de 10” acompañan la historia del protagonista de la pieza de 30”. En una de ellas se observa cómo recoge su pedido en restaurante ante las miradas incrédulas del resto de clientes, a quienes sorprende ver a un hombre tan elegante en un establecimiento de Burger King®. En la otra, es el empleado del establecimiento el que expresa su asombro al ver cómo una limusina llega a la ventanilla de AutoKing a recoger su pedido.

- Contenido relacionado -